Parque Natural del Estrecho, un lugar para descubrir.

En Bolonia, además de sol y playa, podrá disfrutar de otras actividades culturales, deportivas y de ocio.

Qué hacer sin salir de Bolonia

Parque Natural del Estrecho

Este parque natural en el que nos encontramos, situado entre el Atlántico y el Mediterráneo, alberga una gran riqueza natural. Es un parque marítimo-terrestre, la superficie total se calcula en aproximadamente 19127 hectáreas. Es el espacio protegido más meridional del continente europeo y une valores ecológicos, paisajísticos, históricos y culturales de características singulares.

No olvide que estamos en mitad de este enclave privilegiado. Cuide y disfrute el entorno.

Más información.

Playa de Bolonia

La ensenada de Bolonia, bañada por el Océano Atlántico, nos ofrece 3.800 metros de auténtica naturaleza. Sus aguas cristalinas y su fina arena dorada, invitan a pasear y disfrutar de sus atardeceres. Situada en el oeste encontraremos la gran Duna y al este las Piscinas Naturales formadas por el agua del mar que queda en las rocas al bajar la marea.

Los días de calma en los que el mar amanece sin bruma, podemos divisar las costas de África justo frente a nosotros.

Un lugar paradisiaco donde se unen dos mares, dos culturas y dos continentes, declarado en 2003 Parque Natural del Estrecho.

Conjunto Arqueológico de Baelo Claudia

A tan solo 10 minutos caminando desde Los Jerezanos, se encuentra el Conjunto Arqueológico de Baelo Claudia, declarado Monumento Histórico Nacional. Es una ciudad-factoría romana en muy buen estado de conservación. Fundada a finales del siglo II a. C. conserva una de las mejores muestras de urbanismo romano que se conocen.

El conjunto cuenta con un museo y centro de interpretación.

En verano podemos disfrutar de obras de teatro clásico denominadas "Noches de Baelo".

Más información.

Monumento Natural Duna de Bolonia

A tan solo 20 minutos caminando desde Los Jerezanos, se encuentra la gran duna de Bolonia, declarada Monumento Natural en 2001. Esta duna, con más de 30 metros de altura y 200 de anchura, resalta dentro del vasto sistema dunar al que pertenece. Para evitar su avance, en ella habitan especies como el enebro costero andaluz, la sabina rastrera y la camarina que da nombre a la zona.

Recomendamos usar los senderos señalizados para conservar sus importantes valores naturales y paisajísticos.

Más información.

Piscinas Naturales

A unos 30 minutos caminando encontramos las Piscinas Naturales, donde dice la leyenda que se bañaba el emperador Claudio. Para llegar hasta allí solo tiene que andar por la playa con el mar a su derecha.

También encontrarán unos chorros de agua natural que junto con la roca de pizarra forma un barro terapéutico con el que la gente suele embadurnarse. El más conocido es "el Chorrito de la Teja" que da nombre a esa zona.

Un lugar perfecto para los amantes de la naturaleza y la tranquilidad.

Senderismo

Tanto en Bolonia como en el resto del Parque Natural del Estrecho dispondrá de gran variedad de rutas y senderos de diferente dificultad y de gran belleza.

Sin salir de Bolonia recomendamos la del Faro del Camarinal, Duna de Bolonia, Colada de la Reginosa, Los Algarbes - Betijuelo, etc. Existen en la zona varias empresas con rutas guiadas tanto diurnas como nocturnas.

Más información.

Rutas a caballo

Bolonia tiene una ubicación excepcional para todo tipo de rutas a caballo al encontrarse situada en mitad del Parque Natural del Estrecho, y junto al Parque Natural de Los Alcornocales.

Es un escenario perfecto para practicar la equitación libre. Los grandes espacios y los paisajes son un marco perfecto para sentir la libertad de una buena excursión a caballo, una idea fantástica para aventureros, románticos y familias con niños. Varias empresas organizan excursiones para disfrutar del contacto con la naturaleza.

Silla del Papa

El oppidum de la Silla del Papa pudo ser la Baelo Claudia prerromana, de origen púnico o púnico-turdetano, existen los cimientos de un gran edificio, realizado con bloque de piedra, que podría ser una iglesia visigoda.

La subida hasta la Silla del Papa conduce a uno de los mejores oteadores del litoral gaditano, justo en la Sierra de la Plata. Desde esta altura se puede divisar la Ensenada de Bolonia, la plataforma litoral de Zahara de los Atunes y la bahía de Tánger al fondo.

Más información.

Cueva del Moro

La Cueva del Moro representa el Santuario Paleolítico más meridional del continente europeo. Se halla en un paisaje de excepcional belleza. En su interior se encuentran grabados junto con otros signos y pinturas rupestres de color rojo pertenecientes al periodo Solutrense del Paleolítico Superior.

La importancia de estos grabados radica en que son las manifestaciones artísticas más meridionales encontradas en Europa, además de realizarse unos 4.000 años antes de los conocidos bisontes de Altamira.

Más información.

Quesería "El Cabrero de Bolonia"

Inmaculada y Alfonso son los creadores de esta Quesería de campo y familiar. Elaboran una gran variedad de quesos, desde el tradicional hasta el Cremoso de Bolonia, fruto de un trabajo constante y de su amor por el oficio. En la propia quesería podrá catarlos y deleitarse con su sabor. Aproveche las visitas guiadas para ver su elaboración artesanal y disfrutar de las labores de pastoreo. Llevarse a casa un surtido de estas delicias prolongará el recuerdo de su estancia en Bolonia.

Más información.

Qué hacer sin salir del municipio

Tarifa

El pueblo de Tarifa se encuentra a unos 14 Km de Bolonia dirección Málaga. Asomada al mar, en el punto más meridional de Europa, es un pueblo costero convertido en el reino del Windsurf.

El casco histórico se encuentra rodeado por murallas medievales y resulta un lugar idóneo para perderse por sus calles estrechas con infinidad de bares y tiendas. Una amplia oferta nocturna de pubs y terrazas hace que se respire un ambiente muy cosmopolita. Otras actividades que ofrece Tarifa son excursiones a Marruecos y turismo activo.

Más información.

Kitesurf & Windsurf

Los fuertes vientos dominantes en el Estrecho de Gibraltar han convertido a esta zona en un destino ineludible para los amantes de las actividades deportivas en el mar y la playa, como es el caso del kitesurf y windsurf.

El hombre ha sabido aprovechar la fuerza del viento para generar energía limpia y practicar deportes como el surf en todas sus variantes. Tarifa es internacionalmente conocida por el windsurf y el viento.

Existen en la zona multitud de escuelas dedicadas a la enseñanza y practica de estos deportes.

Avistamiento de cetáceos

Las aguas del Estrecho albergan valores naturales muy importantes. Se han contabilizado más de 1.900 especies de flora y fauna marina. En este lugar, ideal para el buceo, se disfruta de extensas praderas de algas, indicadores de la calidad ambiental del agua, destacando por su porte espectacular las laminarias.

Existen paseos en barco desde Tarifa en los que se puede disfrutar del avistamientos de cetáceos como delfines, calderones o rorcuales, sin duda una experiencia sin igual.

Observación de aves

Las protagonistas del parque son, sin duda, las aves. Entre las residentes, las de mayor presencia son la cigüeña blanca, el halcón abejero, el milano negro y el buitre leonado. También es posible avistar águilas imperiales, elanios azules, alimoches, águilas perdiceras e incluso halcones peregrinos.

La avifauna tiene especial relevancia en el parque por tratarse de un lugar estratégico para la observación del paso migratorio, un espectáculo del que se puede disfrutar en la red de observatorios del parque en distintas épocas del año. Divisará un gran número de aves, en el marco de un paisaje dominado por dunas, playas y acantilados.

Parque Natural de Los Alcornocales

Es uno de los parques naturales más grandes de España. Comprende una gran franja con orientación sur-norte desde el Parque Natural del Estrecho hasta las sierras del interior. Se caracteriza por poseer el alcornocal más extenso de España y por ser uno de los bosques más grandes del mundo.

Los Alcornocales cuenta con el honor de poseer el tipo de planta vascular más antigua que vive sobre la tierra, un helecho que únicamente puede encontrarse en varias zonas tropicales del planeta.

Más información.

Qué hacer sin salir de la provincia

Ruta de los Pueblos Blancos

El blanco de la cal va enlazando un pueblo con otro en la Ruta que al norte de la provincia atraviesa la Sierra de Cádiz, un recorrido abrupto, sabroso, verde y emocionante: la Ruta de la Los Pueblos Blancos.

En ella perviven historias de lo que fue la vida cotidiana de Al-Andalus: el trazado urbanístico de sus calles, la economía ligada al cultivo del aceite, la producción artesana de los artículos de piel y el dulce recetario andalusí. Una presencia marcada hasta en el nombre de la mayoría de los 19 pueblos que conforman la ruta: Benamahoma, que significa la casa de Mahoma, Alcalá (el Castillo), Algar (la cueva), Zahara (la fortaleza)...

Jerez de la Frontera

Pocos lugares en España gozan de un reconocimiento internacional como el que disfruta Jerez. Gracias a su vino, la tradición ecuestre, el flamenco y el motor, el nombre de esta ciudad andaluza hace mucho tiempo que traspasó fronteras. El vestigio andalusí más importante es el Alcázar de Jerez, hallándose en el interior del recinto amurallado la Mezquita, los Baños Árabes y el Jardín de los Olivos, con albercas y fuentes.

Si le apetece una excursión urbana le recomendamos perderse por sus calles, el tapeo, visitar una bodega o La Real Escuela Andaluza del Arte Ecuestre y su espectáculo "Cómo bailan los caballos andaluces".

Cádiz

Aproximadamente a una hora de Bolonia, se encuentra la "Tacita de Plata", capital de la provincia. Considerada la ciudad más antigua de Occidente, su fundación se debe (1100 a. C.) a los fenicios, que harían de Gadir una importante colonia comercial en la que se asentarían posteriormente cartagineses, romanos, visigodos y musulmanes.

El casco histórico posee calles estrechas y pequeñas plazas llenas de bares y terrazas. Muy conocida es la Plaza Mina, sede del Museo de Cádiz, con sus famosos sarcófagos fenicios.

En febrero tienen lugar sus mundialmente conocidos carnavales, declarados Fiestas de Interés Turístico Internacional.